Irineo Leguizamo

bannernestor1.gif (4284 bytes)


La historia del águila de Atlántida


Vista Exterior


"El Águila",  que está ubicada en el balneario Villa Argentina y, al oeste y al lado de Atlántida, es una enigmática y atractiva construcción en piedra que dio motivo a varias leyendas populares. Se la puede observar desde distintos puntos, incluso, a varios kilómetros de distancia debido a su gran tamaño. Fue construida por Natalio Michelizzi, quien la llamó originalmente "La Quimera". Michelizzi fue un acaudalado hombre de negocios italiano, residente en Buenos Aires.

Michelizzi con su compañera y socia y su hija

Visitante frecuente del balneario de Atlántida compró gran cantidad de tierras en el lugar y fundó uno de los primeros hoteles de la zona, al que llamó El Planeta, cuyo edificio aún se conserva. En una de sus recorridas por la zona, decidió construir una capilla al borde mismo de un acantilado. Esta nunca se llevó a cabo pero, en cambio, surgió de su imaginación la construcción de La Quimera, con materiales de la zona y en forma totalmente artesanal, sin planos, ingenieros ni arquitectos. Por algún tiempo, La Quimera fue lugar de reunión de Michellizzi con sus amigos, o refugio para largas horas de lectura en solitario. Michellizzi fallece pronto y el edificio y sus jardines comienzan en un etapa de rápido deterioro.

A partir de allí todo es leyenda. Se dice que fue desde refugio de contrabandistas a observatorio de espías nazis, pasando por "centro de energía cósmica" y otras leyendas que pueden escucharse de boca de los lugareños.


 

Imágenes exteriores e interiores del "águila"

                                                                             Maqueta de la edificación original


Fotos por cortesía de Víctor Hugo Fraygola


Regresar a Enlaces Uruguayos